Robot aspirador Aspiradoras y Limpiacristales Cocina Calefacción & Ventilación Cuidado de la ropa Cuidado personal Jardín Venta anticipada
Ideas de regalo

Radiadores de aceite

¿Buscas calentar y aclimatar tu hogar en invierno? Entonces has llegado a la categoría adecuada. Los radiadores de aceite de IKOHS aumentarán la temperatura de tu hogar convirtiendo cada estancia en un lugar cálido y acogedor. Consulta nuestro amplio catálogo y hazte con tu radiador de aceite al mejor precio.

4 Productos

Radiador de aceite, una solución de calefacción eficaz

Porque no hay nada mejor que estar cómodo y agusto en casa; y, aún más cuando el frío aprieta. Por ello, es fundamental acondicionar el hogar y prepararlo para la llegada del invierno; creando un ambiente cálido y acogedor de lo más reconfortante.

Lo cierto es que hay diversos sistemas de calefacción por los que podrás optar para aclimatar el hogar óptimamente. Desde emisores térmicos, radiadores de mica o convectores eléctricos hasta un tipo de calefacción más localizada como la que aportan las estufas halógenas. No obstante, sin duda alguna te recomendamos que optes por un radiador de aceite para calentar las superficies de tu hogar. Ahorrarás dinero y conseguirás climatizar tu hogar de forma rápida y eficaz.

En IKOHS queremos hacértelo fácil, por ello, hemos diseñado una nueva línea de radiadores de aceite en la que encontrarás modelos exclusivos de los que no te podrás resistir. Hazte ya con tu radiador de aceite y dile adiós al frío polar de los meses invernales.

Funcionamiento de un radiador de aceite

Los radiadores de aceite son prácticamente el mejor sistema de calefacción portátil para el hogar. No obstante, quizás te surjan ciertas dudas sobre su operatividad. ¡Aclarémoslas!

El funcionamiento de estos dispositivos es notablemente diferente al del resto de radiadores eléctricos pues estos funcionan mediante radiación y no por convención; es por ese simple motivo por el que los radiadores de aceite tardan más en calentarse. No obstante, comentar que estos dispositivos preservan y mantienen el calor durante más tiempo que los radiadores convencionales.

La dinámica de todo radiador de aceite es sencilla. Al ser conectados a la red eléctrica, la resistencia del propio radiador calienta el aceite incluido en el interior del dispositivo. Una vez que el aceite ha alcanzado la temperatura óptima, se calientan las placas de aluminio que lo recubren emitiendo así aire caliente hacia el exterior y ¡voilà!; tu habitación empezará a caldearse de inmediato creando de este modo un entorno agradable y acogedor.

¿Qué tener en cuenta al comprar un radiador de aceite?

Si finalmente te has decantado por un radiador de aceite te recomendamos que consultes los siguientes aspectos antes de efectuar la compra:

  1. Tamaño y dimensiones: en el mercado podemos encontrar radiadores de aceite de diferentes tamaños, no obstante, la elección dependerá única y exclusivamente del espacio disponible en el hogar.
  2. Potencia: la potencia dependerá fundamentalmente del espacio en el que ubiquemos el dispositivo y el uso que vayamos a hacer del mismo. Por ejemplo, no es lo mismo calentar una estancia pequeña y con buena aislación térmica que una superficie amplia con techos altos.
  3. Sistemas de seguridad: pese a ser dispositivos compactos y seguros, es recomendable optar por un modelo que incluya funciones de seguridad adicionales como pueden ser el sistema de apagado automático por sobrecalentamiento o vuelco.
  4. Termostato: es esencial que cuenten con la posibilidad de regular la temperatura para así ajustar el calor emitido en base a las necesidades de cada estancia.
  5. Transportabilidad y facilidad de uso: es recomendable optar por un modelo integrado con pequeñas ruedas en su base para facilitar su portabilidad.
  6. Precio del dispositivo: este factor está estrechamente relacionado con los anteriores pues claro está que a mayor potencia y funciones integradas, mayor coste. No obstante, es fundamental valorar su coste y escoger aquel modelo con mejor relación calidad precio.

En IKOHS disponemos de una extensa gama de radiadores de aceite para que escojas el modelo que mejor encaje con las necesidades de la superficie a calentar. No obstante, para mayor eficiencia y confort te recomendamos que lo combines con un calefactor cerámico pues será un foco de calor auxiliar que mejorará la climatización de tu hogar.