Mi cuenta Mi cesta
Suscríbete y consigue un 5% dto.
Envío gratis a península
Back

Baterías de cocina

Has visto 12 productos de 13

Baterías de cocina: herramientas indispensables en toda cocina bien equipada

A la hora de elegir baterías de cocina, hay una serie de aspectos a considerar. En primer lugar, qué tan cocinillas eres y, además, cuántas personas viven y comen en la casa, el tipo de platos que acostumbras a preparar y cuánto te guste disponer de todos los elementos necesarios para cocinar como un chef. Una batería de cocina puede venir conformada por las piezas básicas, y tú puedes completarla con las que desees. Otras baterías incluyen piezas especiales que cada vez se solicitan más, gracias a la tendencia a la cocina saludable. Nos extenderemos en estos y otros detalles a continuación.

¿Es mejor comprar una batería de cocina básica o más completa?

Una pareja que está iniciando un nuevo hogar tal vez prefiera comprar una batería de cocina que incluya las piezas básicas, y esa sería la decisión más acertada. Siempre y cuando no sean de los que adoran cocinar e invitar amigos a comer o cenar sus creaciones. Todo es relativo. El siguiente listado presenta las piezas básicas que las baterías de cocina deberían incluir, y también otras herramientas que facilitan el día a día en la cocina:

  • Sartenes.
    En toda cocina conviene tener, al menos, dos sartenes de distintos tamaños. Su misión principal es freír alimentos o preparaciones en aceite. Sin embargo, si optas por invertir un poquito más y compras sartenes antiadherentes, también te valdrán para preparar alimentos a la plancha, con poco o nada de aceite.
  • Cacerolas.
    Se denominan cacerolas a los recipientes de cocción provistos de un mango, una tapa y cierta profundidad. En ocasiones incluyen un asa en el lado opuesto al mango. Son válidas para preparaciones que requieran de un fácil manejo del recipiente, como las salsas.
  • Ollas.
    Las ollas disponen de dos asas y tapa, y presentan distintas profundidades. En función de su profundidad, pueden recibir distintos nombres. Las marmitas son las más profundas, mientras que las tarteras suelen ser las de menor altura de recipiente. Dentro de esta categoría se incluyen las ollas a presión.
  • Cazos.
    Su forma es igual a la de las cacerolas, con un mango, aunque tienen un tamaño menor. En ocasiones, no traen tapa.
  • Asador o plancha.
    Suelen ser de hierro fundido o aluminio denso, y permiten preparar carnes y verduras asados o a la plancha, la manera más saludable de cocinarlos junto al horneado.
  • Freidora.
    Existen freidoras tradicionales y vanguardistas, como son las freidoras de aire sin aceite. Al comprar una batería de cocina en nuestra tienda online, puedes encontrarlas fácilmente.
  • Rustideras para horno.
    Son accesorios muy útiles para hornear y conviene tener dos de distintos tamaños, al menos.
  • Paella.
    Sí, paella y no "paellera". La necesitarás si sueles cocinar arroces con carnes, pescados y/o verduras y hortalizas, al estilo mediterráneo.
  • Wok.
    Es un recipiente destinado a saltear carnes y verduras, con un mango como las cacerolas pero con su fondo redondeado, muy utilizado en la preparación de platos asiáticos.

¿Qué tienen de especial las baterías de cocina para inducción?

Las baterías de cocina para inducción son aquellas cuyas piezas son aptas para usar en cocinas de inducción. Más concretamente, las piezas como, por ejemplo, las cacerolas para inducción, se diferencian del resto por la estructura de su base. Esta parte tiene que estar fabricada con un material ferromagnético, capaz de generar un campo magnético entre la placa de inducción y la base del recipiente, destinado a transmitir el calor. Si no disponen de una base con esta características, las piezas de la batería de cocina no se adaptarán a las nuevas cocinas de inducción.