Robot aspirador Aspiradoras y limpieza Cocina Climatización Cuidado de la ropa Cuidado personal Jardín y mascotas Pre-compra
Edit

Procesador de Alimentos

Productos

Procesador de alimentos: un elemento polivalente imprescindible

Los procesadores de alimentos última generación se han hecho un hueco entre los electrodomésticos de cocina esenciales. De hecho, gracias a estos aparatos es posible ahorrar mucho tiempo al preparar las comidas, y su procesado de alimentos ofrece resultados óptimos. Incluido dentro del grupo de pequeños electrodomésticos, su asistencia es básica en múltiples situaciones y agiliza la preparación de infinidad de recetas, muchas de las cuales no podrían realizarse en casa sin su presencia en la cocina.

¿Qué pueden hacer los procesadores de alimentos?

La misión del procesador es facilitar y propiciar una rápida preparación de una amplia gama de alimentos, con el fin de ser utilizados en distintas recetas dulces o saladas. Incluso resulta un aparato fundamental para quienes deciden adoptar un estilo de vida vegano o necesitan seguir alguna dieta especial, ya que permite elaborar harinas de legumbres, cereales o frutos secos con toda sencillez. Cabe añadir que es un aparato perfecto a la hora de preparar las papillas del bebé o de las personas con dificultades para deglutir por distintos motivos. Entre sus numerosas posibilidades, los procesadores de alimentos son capaces de:

  • Rallar
  • Picar
  • Moler
  • Triturar
  • Laminar
  • Batir
  • Amasar
  • Mezclar

La calidad de las harinas de garbanzos, avena o arroz, y también del azúcar glas, son avales de la eficiencia de las múltiples tareas que pueden desempeñar estos útiles aparatos de cocina. Incluso puede sustituir al molinillo de café cada mañana, ya que realiza una molienda fina y aromática de los granos seleccionados. Como se puede observar, en sí mismo el procesador es un aparato de enorme rendimiento en la cocina y, además, es un complemento muy eficiente cuando se dispone también de un robot de cocina.

Cómo combinar la acción del procesador y el robot de cocina

Un robot de cocina es un electrodoméstico que mezcla las funciones de un procesador de alimentos y una olla programable. Sin embargo, a la hora de rallar y moler en seco, un procesador ofrece una funcionalidad mucho mayor. Por eso, la mejor idea es contar con ambos electrodomésticos, ya que con la rapidez de acción del procesador se puede ahorrar un tiempo considerable de funcionamiento del robot. En realidad, las recetas que se elaboran en un robot de cocina necesitan de una preparación previa, y en este punto es donde entran en acción el procesador y nuestro cuidado en la selección y la higiene de los alimentos a utilizar. Otro pequeño electrodoméstico que puede llevar a pensar que es capaz de sustituir al procesador es la batidora. ¿Es realmente así?

Diferencias entre los procesadores de alimentos y las batidoras

La verdad es que una batidora, ni siquiera si se trata de un modelo convencional avanzado, no ofrece las mismas posibilidades que un procesador. La diferencia fundamental es que un procesador de alimentos puede procesar, valga la redundancia, los alimentos en seco, sin necesidad de añadir líquidos para que pueda funcionar. Por eso, el procesador no se utiliza, generalmente, para preparar cremas ligeras o batidos, sino que estas tareas se encomiendan a la batidora. Lo que sucede es que la batidora solo puede procesar alimentos si estos fluyen por sus cuchillas, así que necesitan de un elemento líquido o su funcionamiento no será posible o no llegará a la calidad de producto obtenido con el procesador. Por eso, la batidora es la opción acertada en el caso de querer preparar smoothies, batidos, cremas o postres cremosos. También pueden elaborarse granizados, aunque si se preparan en un procesador quedan superiores en textura y, por ende, son más agradables al paladar. 

No pulse el botón ATRÁS o ACTUALIZAR durante la tramitación...